Si quieres colaborar con Voromv, puedes hacerlo haciendo una donación. El fondo recaudado se utilizará exclusivamente en la mejora y/o mantenimiento del Blog, así como en el material necesario para elaborarlo.
Con un pequeñísimo gesto de tu parte, contribuirás en el esfuerzo contínuo, necesario para su existencia. Si quieres mas información, pincha AQUÍ
Gracias por anticipado, y pulgar en alto.

Gracias a Aitor De La Cruz, Jose Manuel Campos, Eva Herranz, Manuel Martinez Carlón, David Morales, por su aportación

17 agosto 2019

EXTRAÑAS MOTOS CON ALMA ESPAÑOLA. 2- Rickman-Bultaco Metisse: alianza de conveniencia


Extrañas motos con alma española. 2- Rickman-Bultaco Metisse: alianza de conveniencia
Los hermanos Rickman decidieron cambiar de los motores británicos 4T a los más ligeros y potentes 2T... alentados por la vista comercial de Paco Bultó.


Rickman-Bultaco Petit Metisse 250

Los hermanos Don y Derek Rickman fueron unos pilotos británicos de motocross que a finales de los sesenta decidieron fabricar sus propias motos para la especialidad, debido a la poca especialización que había en su país. Utilizaron los motores que consideraban mas competitivos sin importarles su procedencia, de ahí el nombre de sus modelos: Metisse (mestiza). Primero utilizaron propulsores británicos de BSA, Triumph o Matchless, pero con buena visión comercial comenzaron a mirar hacia los motores de dos tiempos, mucho más competitivos.


Bultaco Metisse Mk 1
En 1960 los hermanos Rickman acudieron a participar en un motocross internacional en Barcelona, invitados por Paco Bultó, creador de Montesa primero y Bultaco después. Les instó a usar sus motores dos tiempos, más potentes, agresivos y ligeros, y los Rickman aceptaron. No sólo eso, se convirtieron en los distribuidores de Bultaco en Reino Unido, además de recibir el encargo de desarrollar y fabricar la que sería la primera Bultaco de motocross, que se vendería como Rickman Petit Metisse 250 ("pequeña mestiza") en Reino Unido y como Bultaco Metisse 250 Mk 1 en
 el resto del mundo. Habían algunos componentes distintos, lo más llamativo el "verde inglés" de la británica y el amarillo de la española.





Bultaco Pursang Mk 2... la primera "pura sangre"
El problema llegó en 1965, cuando una falta del tubo de acero Reynolds 531 impidió a Rickman fabricar sus chasis doble cuna. En Bultaco dijeron que ellos podían fabricarlos en acero al cromo-molibdeno (sin manganeso como el Reynolds 531) y de paso con un tirante de refuerzo para evitar algunas roturas producidas por la zona de la pipa de dirección, pero en Rickman se negaron: ambas Metisse debían llevar sus bastidores. Ante la impostura, algunos problemas de distribución (Rickman vendió algunas Petit Metisse en EE.UU. desmontadas... para que no fueran "motos enteras") y aprovechando lo aprendido en esos años, en Bultaco "tiraron para adelante" creando un chasis idéntico en medidas pero simple cuna (para eludir denuncias) y con acero cr-mo: nacía la Bultaco Pursang, una "pura sangre" sin mezclas en contra de una "mestiza" británico-española. Ello llevó a romper relaciones comerciales ambas empresas y a unos pleitos que fueron muy sonados... además de la unión de Rickman con Montesa.

Para saber si lo que tienes delante es una Bultaco (o Rickman) Metisse Mk1 o una Bultaco Pursang Mk2 (segundo modelo de cross de la marca, nunca hubo una Pursang Mk1), además del chasis, te puedes fijar en el motor, con culata de aleteado radial en la primera y paralelo en la segunda.

No hay comentarios:

Los 10 artículos mas leídos en el último mes.