Si quieres colaborar con Voromv, puedes hacerlo haciendo una donación. El fondo recaudado se utilizará exclusivamente en la mejora y/o mantenimiento del Blog, así como en el material necesario para elaborarlo.
Con un pequeñísimo gesto de tu parte, contribuirás en el esfuerzo contínuo, necesario para su existencia. Para mas información, pincha AQUÍ
Gracias por anticipado, y pulgar en alto.
Gracias a Aitor De La Cruz, Jose Manuel Campos, Eva Herranz, Manuel Martinez Carlón, David Morales, Pedro Hedo y José Luis Cuevas, por su aportación.

25 noviembre 2020

Motos nonatas. 11- Moto Guzzi y Lino Tonti: V4, W3, W4 y 670 Mono

 

En la historia del motociclismo han existido (y existirán) muchas motos que, por un motivo u otro, no llegaron a salir a producción. Unas por diseñarse en el momento equivocado, otras por no aceptarse como económicamente viables, incluso ser el último intento de alguna marca para lograr sobrevivir. Pero que no llegaran a venderse no quiere decir que en muchos de los casos no fueran proyectos que ilusionaron a centenares, miles de aficionados, que soñaron poseerlas. Aquí algunas de ellas:

11- Moto Guzzi y Lino Tonti: V4, W3, W4 y 670 Mono
Uno de los grandes ingenieros europeos de mitad del Siglo XX fue el italiano Lino Tonti. Ya en 1937 entró al departamento de competición de Benelli, y después de la Segunda Guerra Mundial estuvo en marcas tan importantes tanto a nivel de carreras como de ventas como Aermacchi, Mondial, Paton, Bianchi o Gilera. Pero fue en 1967 cuando recae en Moto Guzzi para sustituir al ingeniero Giulio Cesare Carcano, creador para la marca del águila de motores míticos como el V8 500 de Gran Premio o los V7 (bicilíndricos en V transversal) que darían a Moto Guzzi desde 1965 su tradicional aspecto. Lino Tonti lo primero que hizo fue, con ayuda de Umberto Todero, evolucionar la creación de Carcano con la V7 Sport, moto con la que la marca inició una serie de magníficas deportivas. También fue el creador del "bloque pequeño", el motor V50 con cámaras de combustión tipo Heron, que luego tuvo diversas cilindradas (V35, V40, V65, V75) y que, con modificaciones, ha llegado hasta nuestros días.

Pero hoy me voy a centrar en los motores que Tonti creó como prototipos, unos con idea de llevarlos a la serie, otros como simple entretenimiento:



V4: la moto que pudo haber revolucionado Moto Guzzi
El primer ejemplo que enseñaré llegó a ser montado en un chasis para probarlo de forma dinámica. Se trataba de un motor V4 transversal de 1.005cc y unas medidas muy deportivas para la época (mitad de los 80) de 80x50mm. Para que os hagáis una idea, una Suzuki GSX 1100 de 1983 era de 1.074cc con medidas 72x60mm. El motor estaba refrigerado por agua, llevaba un árbol de levas por bancada movidos por correas dentadas y tenía cuatro válvulas por cilindro. Llegaron a producirse varios prototipos que rodaron en banco de pruebas e incluso se llegó a instalar en un chasis, pero al final el proyecto se paró por problemas económicos. Una pena, porque este propulsor hubiera estado en el mercado antes que la Honda Paneuropean 1100.




W4: original combinación... para ultraligeros
Este motor teóricamente no era para motos sino para ultraligeros, pero se aprecia claramente que Tonti aplicó lo aprendido en Moto Guzzi. Se trataba de dos bloques V2 a 90º ligeramente desfasados uno de otro en sus ángulos para permitir una refrigeración por aire óptima de todos los cilindros. Los cigüeñales funcionaban uno al revés del otro gracias a unos engranajes intermedios, por lo que se eliminaba el par de rotación típica de los motores transversales al acelerar. La verdad es que resultaba ser un motor muy bonito y original, aunque no se tiene constancia que pasara de ser un prototipo de madera.



670 Mono: un "single" para las trail que llegó tarde
También Tonti se atrevió con un motor de un cilindro para una supuesta gama trail (y seguro que alguna deportiva con la que plantar cara a la bella Gilera Saturno 500). Se desarrolló al parecer en 1987 y, desde luego, era totalmente moderno: 670cc (102x82mm), refrigeración líquida, doble árbol de levas en cabeza movidos por correa dentada, cuatro válvulas por cilindro, dos ejes de equilibrado con los que mitigar vibraciones y lubricación por cárter seco, con lo cual era muy compacto. Se dijo que en banco estuvo dando 60cv (apenas 48cv los monocilíndricos japoneses de la época), pero como comenté en "algunas trail de los 80 y 90 que marcaron el rumbo" por aquellos años las trail monocilíndricas empezaban a estar de capa caída, incapaces de frenar a las bicilíndricas y sus mayores aptitudes en carretera. Sí, hubiera estado por encima del motor Gilera Bi4 y a la par del Suzuki DR 800 Big, pero en Moto Guzzi decidieron no continuar con el proyecto. 




W103 Arrow: ponga un cilindro mas en su vida
El motor V3, o W3 (que no es tan correcto) o flecha que diseñó y fabricó Tonti entre 1981 y 1982, tenía como código interno el nombre W103. Se trataba de un tres cilindros de 992cc, con un ángulo entre cilindros de 65º, por lo que los exteriores quedaban un poco mas expuestos que en los motores convencionales V2 (90º en el V2 por 130º el flecha). Seguía teniendo distribución por varillas y balancines, pero esta vez eran movidos por dos árboles de levas, que se repartían el trabajo (un cilindro y una de las válvulas del central). Estaba alimentado por tres carburadores Dell'Orto de 30mmø. Aunque las fotos del prototipo parecía real y muy acabado, no se sabe que llegara a rodar dinámicamente... Seguro que el chasis sería complejo de diseñar con el cilindro central en el medio.





Sigue aquí: 

12- Husqvarna Baja 650 (2012)






Todos mis envíos largos:  LOS ESPECIALES DE MIGUELXR33

No hay comentarios:

LOS DIEZ ARTÍCULOS MAS LEÍDOS EN EL ÚLTIMO MES: